Pollo Korma con arroz pilaf al azafrán


Pollo Korma con arroz pilaf al azafrán

Pollo Korma con arroz pilaf al azafrán

Korma es una salsa de curry cremosa y suave, perfecta para los que no nos gusta demasiado el picante. Junto con la tikka masala, es la que más me gusta. Descubrí esta salsa hace años, de la mano del famoso Sr. Patak, como decíamos en casa, ya que era la marca del frasco.  Con el tiempo, comencé a leer libros sobre comida india, me pasaron recetas familiares como esta, me lié el sari a la cabeza y me empecé a aficionar a hacer mis pinitos en la cocina india, pero eso sí, modo cobarde ON porque no resisto el sabor picante.

Hace pocos meses recibí una master class de la mano de nuestro amigo Juan, que me enseñó el fabuloso truco de incorporar manzana rallada al sofrito de su curry de cordero para aprovechar las propiedades espesantes de la pectina que ésta contiene.  Además, hace un par de fines de semana estuve leyendo un libro de cocina india vegetariana y descubrí cómo espesan las salsas en India, con una pasta de frutos secos grasos, principalmente, anacardos, cacahuete o almendra. Decidí probar y quedé maravillada de los resultados.  Y esto, por supuesto, hay que compartirlo, así que ¡vámonos a Bollywood por un día! Sigue leyendo

Anuncios

Paella de marisco


Paella de marisco.

Paella de marisco.

Las paellas son para los domingos ¿A que sí? Y mejores cuando se celebran cosas en la familia. Hoy hemos tenido celebración de la vida y el amor, que no es poco. Andrés―el marido de mi madre y como un padre para mí― ha salido bien de una pequeña operación. Ahora queda recuperarse y tener paciencia con la rehabilitación. Por nuestra parte, Óscar y yo celebramos nuestro aniversario, seis años ya y me parece que fue ayer. Supongo que eso es la felicidad. Además, hoy 20 de octubre, ha sido el día internacional del cocinero. ¿Qué más se puede celebrar?

Volviendo a la paella, os diré que esta es el resultado de muchos años de práctica y aprendizaje, porque, como algunos sabéis, la cocina española no la llevo de serie. Lo que sí me han quedado muy claros son algunos conceptos que son fundamentales:

  1. El fumet de pescado y marisco es básico para que la receta te salga bien y que, a pesar de que ya hay en el mercado algunos muy buenos, un buen caldo casero es incomparable. Os explicaré como lo hago yo en casa.
  2. También es importante disponer de una buena paella, de acero o esmaltada, sin anti-adherentes de teflón (porque te lo acabas comiendo), y del tamaño suficiente para que el grosor dela capa de arroz sea fina, yo procuro no sobrepasar los 2 cm. aproximadamente y que la superficie de evaporación del caldo sea la máxima posible.
  3. La materia prima, que ha de ser de calidad, no escatiméis en los ingredientes porque se nota mucho en el resultado. El arroz, tipo Bomba, Bahía o de Aragón. El marisco, siempre fresco. No resulta tan caro comprar el marisco fresco que precisa una paella, además, nos podemos buscar un poco la vida sustituyendo los crustáceos más caros como cigalas o gamba roja por alternativas más baratas e igualmente deliciosas. Los de tierra adentro, ¿Conocéis las galeras? Ah, y el azafrán, de verdad. Olvídate de los colorantes alimentarios.
  4. La proporción de caldo y arroz es del doble. Yo uso la medida de un vaso de agua en general, pero dependiendo de la calidad del agua, y otros factores como la altura es posible que necesitemos más.
  5. Hay opiniones encontradas respecto del uso de la cebolla en la paella. El único posible inconveniente con ella es que suelta agua durante la cocción y se nos podría pasar el arroz, pero eso se soluciona teniendo cuidado con el caldo, es mejor ir añadiendo lo que nos pueda faltar que pasarnos. Hay dos bandos, pero yo me quedo definitivamente con el de con cebolla.
  6. Esta última es la regla de oro: El arroz no se toca en ningún momento durante la cocción. La razón es para evitar que se rompa el grano y suelte el almidón, lo que haría que se apelmace la paella y desmerezca totalmente el resultado.

Sigue leyendo